martes, 31 de mayo de 2011

Cactus


Cactus
Haz entre 10 a 30 minutos diarios de marcha y sonríe mientras caminas.

Cada día permanece sentado 10 minutos en completo silencio.

Duerme al menos 7 horas.

Respeta la regla de las 3 E:

Energía, Entusiasmo, y Escucha.

Diviértete con frecuencia.

Lee todavía más que el año pasado.

Bebe mucha agua.

Come frutas y legumbres biocultivadas mejor que cualquier alimento industrial.

Haz un desayuno de Rey Un almuerzo de Príncipe, Y una cena de Pobre.

Reserva tiempo para la meditación y la oración. Esto nos da la energía necesaria para hacer frente al estrés cuotidiano de la vida.

Sueña incluso despierto.

Sonríe y Ríe todavía más.

Intenta cada día hacer reir, al menos, a 3 personas.

No gastes tu energía en palabras inútiles.

No tengas pensamientos negativos sobre las cosas que no puedas controlar.

Es preferible mirar el lado positivo de la situación.

Pasa todo el tiempo que puedas con las personas de más de 70 años y de menos de 6.

La vida es demasiado corta para pasar el tiempo odiando a la gente.

No te tomes en serio. Nadie lo es.

Olvida los fracasos del pasado. No recuerdes a los otros sus viejos errores.

No sirve más que para destruir la felicidad presente.

Conoce que la vida es una escuela y que tú estás aquí para aprender.

Los problemas forman parte de tu escolarización.

Aparecen y desaparecen como el álgebra.

Pero las lecciones que aprendas te servirán a lo largo de la vida.

No te justifiques sin cesar. De acuerdo o nada.

No compares tu vida con la de otros. No tienes ni idea de como puede ser.

Haz la paz con el pasado para vivir plenamente el presente.

¿No le prestas atención al trabajo?

No importa, tus verdaderos amigos estarán siempre allí.

Aprende a perdonar.

Poco importa lo que la gente piense de ti. No es tu problema.

Por difícil que sea la situación, no podrá más que mejorar.

Despréndete de todo lo que es inútil para no guardar más que lo mejor.

No seas envidioso. No es más que una pérdida de tiempo.

Lo mejor está por venir.

Poco importa cómo te sientas. Levántate, arréglate y sal.

Vive plenamente respetando tus límites.

Eres feliz... ¡Demuéstralo!

Haz cosas buenas.

Llama con frecuencia a tu familia.

Cada día, lleva algo bueno a los demás.

LinkWithin

Related Posts with Thumbnails