miércoles, 14 de mayo de 2008

La Mujer es Leal hasta la Muerte.


Había una vez… un hombre que trabajó como un burro toda su vida, para acumular fortuna.

Un día le dijo a su esposa: “El día que me muera, quiero que me entierres con todo mi dinero.

¿Me lo prometes?.

Al tiempo el hombre murió, y después de la ceremonia, antes de bajar el ataúd a la fosa, la esposa dijo:.

Un momento, falta algo.

Tomó una cajita que traía en la mano, abrió el ataúd, y la puso adentro.

Su mejor amiga, le dijo:.

No creo que hayas sido tan bruta, de haber cumplido la promesa, ¿verdad?

La leal esposa contestó:.

Yo soy cristiana, y no podía romper la promesa a su última voluntad.

¿O sea que pusiste toda la plata ahí?.

Claro que sí... tomé todo el dinero, lo conté, lo deposité en mi cuenta y le giré un cheque por la cantidad exacta.

...Si el muy H.D.P. lo puede cambiar allá, que se la gaste…

“SINO SIGO GASTÁNDOLO YO”.


Technorati Tags:

LinkWithin

Related Posts with Thumbnails