jueves, 17 de diciembre de 2009

La diferencia entre ahorrar e invertir

La diferencia entre ahorrar e invertir

Tal vez vaya a parecerte algo tonto lo que estás a punto de leer -sólo en un primer momento-: es importante comprender las diferencias y similitudes entre ahorrar e invertir tu dinero.

Es igualmente importante -y conveniente- encontrar la manera de hacer ambas cosas al mismo tiempo. Básicamente, ahorrar tu dinero es guardar una parte de tus ingresos en forma regular, gastas menos de lo que ganas y pones el resto en el banco. Sería bueno que esta operatoria sea parte habitual de tu presupuesto mensual.


Ahorrar para invertir

Para invertir, el ahorro es un paso necesario. Una vez que tienes una buena suma guardada, puedes comenzar a invertir tu dinero. Invirtiendo, conseguirías hacer crecer realmente tu dinero y podrás así construir verdadera riqueza.

Si tienes tus ahorros en una cuenta de ahorros, la cantidad de interés que ganes será muy pequeña, no obstante, si inviertes en fondos de inversión o acciones, la tasa de interés será mucho más alta. Eventualmente, llegarás al punto en el que tus inversiones generan más ingresos que tu salario, y en ese momento tu riqueza comenzará a crecer en serio.

Dispersar los riesgos

En el proceso de construcción de las riquezas, es importante dispersar los riesgos. En este sentido, deberás tener dinero en un fondo de emergencias que, desde luego, no esté invertido.

Debes tener rápido acceso a este fondo, lo que significa que no deberás pagar grandes penalizaciones por obtenerlo. Una cuenta de mercado de valores en tu banco es un sitio seguro para colocarlo.

Los fondos de inversión, por su parte, son una buena opción para dispersar riesgos. Estos fondos son diseminados en acciones de diferentes empresas, de modo que si una llega a caer, no terminas perdiéndolo todo.

Asimismo, será bueno que tengas tu dinero invertido en más de un fondo de inversión, no es necesario que tengas veinte fondos de inversión, pero tres o cuatro servirán para un buen comienzo.

Bienes raíces

Por otra parte, es posible que consideres invertir en otras cosas, un ejemplo son los bienes raíces. Éstos pueden representar una buena fuente pasiva de ingresos, los bienes raíces, adicionalmente, tienden a aumentar su valor con el tiempo.

Sin embargo, no te embarques en esta clase de inversión hasta estar listo para comprar en efectivo y poder solventar cualquier reparación o gasto relacionado a la propiedad.

Adiós a las deudas

Este plan es bastante sencillo y directo, pero no funcionará hasta que gastes menos de lo que ganas, y consecuentemente, consigas liberarte de tus deudas. Tu valor neto es determinado sustrayendo las deudas a los activos.

Si acumulas deuda tan rápido como ahorras e inviertes, entonces no vas a llegar demasiado lejos. Comienza a formular presupuestos, respétalos, y estarás listo para ahorrar e invertir en forma efectiva.

LinkWithin

Related Posts with Thumbnails